Carta Abierta a Albert Rivera

Albert_Rivera_-_03

Querido Albert Rivera:

Supongamos por un momento que soy uno de tantos españoles (tres millones y medio, nada más ni nada menos) que te dieron su voto en las pasadas elecciones del 20-D. (No quiero decir que te haya votado a ti y a Ciudadanos, pero por un momento supongámoslo.)

Supongamos también, por un momento, que vivo fuera de España. Eso quiere decir que tuve que acudir a las urnas de un consulado o una embajada el jueves 17 de diciembre, lo más tardar, para poder depositar las papeletas y hacer así que mi voto contase.

Supongamos entonces que ese jueves después del trabajo me acerco a ese lugar (un consulado o una embajada en cualquier punto del mundo) y deposito mi voto en favor de tu partido. Pero supongamos entonces que, al día siguiente, me entero por las noticias y el internet que esa misma mañana durante un acto, esa mañana de viernes (dos días antes de las elecciones generales… ¡DOS!) anuncias que tu grupo parlamentario se abstendría en una votación del futuro parlamento de manera a facilitar la investidura del señor Rajoy como presidente del gobierno.

Supongamos entonces que el 20-D haya votado a Ciudadanos (si te he votado) como tantos otros españoles que están cansados de un bipartidismo mafioso y delincuente, de un Partido Socialista que apenas es la sombra de lo que fue en los primeros quince años de la democracia española, de un Partido Popular que durante la última legislatura se ha reído de los españoles haciendo y deshaciendo sin ninguna consideración por el españolito de a pie.

Y después va usted (vas tú), dos días antes de la elecciones, y lanzas esa bomba en medio del electorado. ¿Por qué mandar un solapado mensaje de apoyo al Partido Popular–por miedo de perder el voto de un centro-derecha indeciso y dubitativo… el mismísimo sábado antes de las elecciones?

No debes sorprenderte, querido Albert Rivera, que en esas condiciones tu partido haya caído unos ocho puntos en tres días–de gozar de un 22% de intención de voto el jueves 17 de diciembre a recibir el 13.94% de los votos en los comicios del 20-D.

Parece que no entendiste nada–o no has entendido nada. ¿No has entendido que el poder de tu candidatura, y de tu partido, ha sido el mensaje de regeneración política, de rompimiento con las formas y la corruptela de los dos partidos mayoritarios, y de propuesta de un nuevo tipo de acción política en la que se involucran los ciudadanos–en la que nos comprometemos todos?

“Estamos ante un ocasión histórica”, se dijo en tu presencia ante los micrófonos de la Ser la tarde misma de las elecciones, el domingo 20 de diciembre. “Es el momento de dejar de pensar en nuestros partido y empezar a pensar en España”, respondiste tú entonces, “de pensar en una España plural y democrática”.

Todo tipo de pacto, o de apoyo, o de conchabeo por parte de Ciudadanos con el Partido Popular, que acabe en una investidura del señor Rajoy, es un engaño a un grupo de votantes que te dieron su confianza basada en tu mensaje de responsabilidad cívica, de regeneración y de pluralismo democrático.

Si tal es el caso, si en verdad te di mi voto en las elecciones del 20-D… pues, vaya, supongamos entonces que ahora siento, tristemente, que el mío ha sido un voto de regeneración completamente desperdiciado.

Advertisements

2 comments

  1. Baloteli

    Estoy totalmente de acuerdo , buena apreciación

    Like

  2. jagocana

    Un poco decepcionado con Albert Rivera… como también con Pedro Sánchez, que no me parece tener talla de presidente del gobierno

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: